Alfombras Modernistas

El suelo hidráulico forma parte de nuestra historia. Ahora también es nuestro presente. Las alfombras Hidraulik recuperan la estética de las baldosas del Modernismo y proponen nuevas versiones contemporáneas.

El suelo hidráulico

Fruto de la innovación industrial del s.XIX, el suelo de baldosas hidráulicas se impuso como un revestimiento creativo y duradero y se extendió por toda Europa, sobre todo en el sur del continente y, más adelante, por el norte de África y América Latina.

La gran difusión de esta solución estética fue consecuencia de varios factores, como la simplicidad de fabricación y el menor coste respecto a materiales como la cerámica, que requería una tecnología más compleja. Hay que tener en cuenta que las innovaciones industriales permitieron la invención del cemento y su aplicación en productos para la construcción, entre ellos la baldosa hidráulica.

La estética del modernismo

La demanda de la burguesía consolidó el éxito de la baldosa hidráulica, pero la razón fundamental del éxito del suelo hidráulico fue el acierto de los fabricantes al satisfacer los nuevos gustos estéticos. Las sociedades industriales empezaron a pedir materiales y diseños innovadores, en línea con el triunfo del Modernismo, el estilo artístico y decorativo representativo de la época.

Conocido internacionalmente como Art Nouveau, el Modernismo tuvo uno de sus grandes focos mundiales en la ciudad de Barcelona, que precisamente en aquellos momentos vivía una gran expansión urbana. Entre 1880 y 1920 los más destacados arquitectos modernistas construyeron un gran número de edificios singulares en el Eixample, el distrito central diseñado en forma de característica cuadrícula. La mayoría de los suelos de estos nuevos edificios se revistieron de baldosas hidráulicas.

Diseños de gran personalidad

El suelo hidráulico ganó con la aportación de reconocidos artistas. La baldosa hidráulica ganó tanta popularidad que pronto aparecieron más y más empresas fabricantes. Firmas como Orsola Solá, Butsems y Cia, Escofet y Fortuny empezaron a destacar por sus catálogos de baldosas. Muchas de estas compañías contrataron dibujantes reconocidos para la realización de los diseños, como el arquitecto Domènech i Montaner y el pintor Alexandre de Riquer.

Los motivos vegetales, neoclásicos y geométricos se hicieron cada vez más atrevidos e innovadores. Las grandes casas de la burguesía urbana, pero también de manera creciente las viviendas de las capas populares de la población, parecían competir en una carrera de suelos con colores y formas de gran personalidad.

Cambio de época

Materiales más baratos desbancaron la baldosa hidráulica, poco a poco, fue dejando paso a otros revestimientos más baratos. A mediados del siglo XX se dejó de usar en las nuevas construcciones en favor del terrazo. Se trata de un tipo de baldosa de cemento endurecido con trozos de mármol o piedras trituradas, y presenta ventajas funcionales: es muy duradera y necesita muy poco mantenimiento. Por contra, no tiene las virtudes estéticas de la baldosa hidráulica.

Una nueva sensibilidad

Hidraulik nace en un escenario de recuperación de la estética de la baldosa modernista.
Con el tiempo ha ido creciendo una renovada sensibilidad hacia la vieja baldosa hidráulica. Un nuevo público conocedor y admirador de los diseños de la época dorada ha permitido volver a ponerlos en valor. Han aparecido algunos nuevos elaboradores de baldosas, que a escala pequeña y artesanal recuperan la fabricación de modelos basados en la fecunda tradición estética de la baldosa modernista.

En este contexto aparece Hidraulik, una propuesta que tiene su valor principal en la combinación de diseño y funcionalidad: una recreación del atractivo aspecto de las baldosas hidráulicas aplicado a una fina alfombra de material sintético y propiedades muy avanzadas.

HERENCIA MODERNISTA

Hace más de cien años, un nuevo sentido de la armonía llenó el entorno doméstico de luz, color y formas atractivas. Los suelos hidráulicos representaban el buen gusto, la personalización, la sensibilidad estética. Hoy recuperamos aquel espíritu con una versión contemporánea de las inolvidables baldosas del Modernismo. Las alfombras Hidraulik. Historia y singularidad, comodidad y diseño.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más info

CERRAR

Pin It on Pinterest